Sauerkraut (Chucrut)

¿Sabías que el 65% de nuestro sistema inmunológico reside en nuestro intestino?

¿Sabías que tenemos más de 2000 cepas de bacterias viviendo dentro de nosotros? Básicamente, ¡somos bacteria! Por eso es necesario alimentar la bacteria buena dentro de nuestro organismo con una buena alimentación, que incluya prebióticos (vegetales y fibra).

También es recomendable agregar probióticos, alimentos fermentados, como el chucrut o sauerkraut en alemán, que contienen bacterias necesarias para nuestro sistema inmunológico.

Los probióticos también desintoxican nuestro organismo de metales pesados y químicos a los que estamos expuestos día a día.

Así que acá les traigo la receta del chucrut, que además de sencillo y bueno para nuestra flora intestinal, ¡es delicioso!

chucrut-wmr

 

  • Tiempo de preparación: 15m

Ingredientes

  • 1 repollo
  • 1 cda. sal marina
  • 2 frascos, en lo posible (uno que entre justo dentro del otro)
  • tul
  • gomita elástica

Instrucciones

  1. Esterilizar con agua hirviendo el bowl y los frascos.
  2. Cortar el repollo en juliana (conservar una hoja exterior para taparlo cuando esté en el frasco).
  3. Ponerlo en un bowl y agregarle la sal.
  4. Masajearlo fuertemente un buen rato para que suelte su agua, como ven en la foto (no se le agrega agua, el agua que se ve es la que larga el propio repollo).
  5. Colocar el repollo en el frasco más grande. Agregarle su agua y cubrir con un hoja. Es importante apretar bien el repollo del frasco con un puño, para que no quede aire adentro.
  6. Colocar dentro del frasco de chucrut otro frasco más chico (que no le sobre mucho espacio a los costados), lleno de agua, para que haga peso (podría ser cualquier otra cosa, lo importante es que haga peso para que no quede aire). El frasco chico va a quedar sobresaliendo del grande.
  7. Colocar por encima del frasco de agua que sobresale un tul o tela que permita respirar, y que llegue hasta la boca del frasco más grande, donde está el chucrut, para ponerle una gomita elástica por alrededor que impida que entre bichitos (queremos generar bacteria, ¡pero no de cualquier tipo!
  8. Guardar en un lugar oscuro a temperatura ambiente (yo forré mis frascos con cinta pato color negra para asegurarme de que no les entrara nada de luz).
  9. Dependiendo de las condiciones climáticas, la fermentación se da alrededor de los 7- 14 días. Ir chequeando cada un par de días (se prueba y tiene que tener el gusto avinagrado del fermento).
  10. Cuando tiene el gusto deseado, se le saca el frasco de peso, se tapa el frasco y se lo conserva en la heladera.
  11. Ahora sólo queda disfrutarlo, se puede agregar a la ensalada, a las tostadas, sándwiches, ¡o a lo que más les guste!

Write a comment